Miles de plantas y flores acaban en el vertedero ante la crisis del sector de ornamental